Obispo hace pacto con el narco; le prometen no matar a candidatos

Obispo hace pacto con el narco; le prometen no matar a candidatos

El pasado 1 de abril, el obispo Salvador Rangel, de la Diócesis de Chilpancingo, Guerrero, dijo que narcotraficantes le prometieron no atentar contra la vida de los candidatos en el proceso electoral.




 “Aproveché para hablar con ellos (los narcotraficantes), para pedirles que ya no hubiera más asesinatos de candidatos, y me prometieron que iban a evitar esto, y que dejarían una elección libre”, comentó el obispo al término de una misa.

Relató que el 30 de marzo tuvo una reunión con un “alto capo de la droga” para gestionar la reinstalación de agua y luz en un poblado del municipio de Heliodoro Castillo, en la montaña de Guerrero.




En la reunión, el supuesto líder del narcotráfico le exigió dos condiciones: “evitar que se compre el voto”, y que “los candidatos cumplan lo que prometen, porque cuando llegan al poder se olvidan de la gente”.

Sin embargo, Rangel pidió que no se le relacione con el narcotráfico. “Yo me relaciono con ellos y no les pido ni dinero ni una posición política”, aclaró.




Share