fbpx

Cinco pasos básicos de una rutina de skincare para tener una piel sana

Lo importante no es tener una piel perfecta, sino sana.

¿Estás harta (o harto) de las imperfecciones, la resequedad, los puntos negros y los poros abiertos? No te preocupes, sabemos que estas cosas pueden llegar a ser bastante molestas y llegar a generarnos bastantes complejos debido a cómo se ve nuestra piel. Sin embargo, en la mayoría de los casos, estas cosas pueden solucionarse fácilmente siguiendo una rutina básica de skincare.

Lo primero que debes recordar sobre estas rutinas, antes de empezar con la explicación, es que éstas no son para tener una piel perfecta, porque eso simplemente no existe, y lo que vemos en la televisión, la publicidad e Instagram, son sólo retoques.Lo verdaderamente importante sobre empezar a cuidar nuestra cara, es tener una piel sana, y para lograrlo, basta con seguir cinco pasos básicos que aquí te explicaremos.



¿Qué es una rutina de skincare?

Skincare significa cuidado de la piel. Las rutinas generalmente consisten en cuidar tu cara con productos tanto en la mañana como en la noche para lograr tener una textura saludable. Lo más importante de estas es que lleven a cabo todos los días sin excepción, no importando lo cansada que estés o la prisa que lleves. Esto debería convertirse en un básico de nuestro día a día.



Los cinco pasos básicos para una rutina de skincare

Existen ciertas diferencias entre lo que tienes que hacer por el día y lo que debes llevar a cabo por las noches, así que separaremos los pasos en mañana y noche. Los pasos que mencionaremos son ideales para todo tipo de piel siempre y cuando consigas productos apropiados para ti. ¡Comenzamos!

Por las mañanas

1.- Limpieza

Esta es la parte que nunca nunca puede faltar, aun si no tienes una rutina de skincare definida. Con esto retiras las impurezas que pudieron haberse acumulado durante la noche. Te recomendamos que en este momento del día laves tu cara o bien con jabón neutro, o con algún gel especial. Si te maquillaste el día anterior, pasa previamente un pad de algodón con agua micelar por los ojos y el resto de la cara. Humedece tu cara y luego, con el gel, el jabón o la espuma que depositaste en tus manos previamente, comienza a limpiar tu cara delicadamente con movimientos circulares. Utiliza una toalla exclusiva para tu cara y seca sin frotar, dando sólo ligeros golpecitos.



2.- Tonificar

Esta es una de las partes más importantes de la rutina, ya que un tónico nos ayudará a balancear el pH de nuestra piel, lo que hará que esta reciba de mejor manera los productos que aplicarás en los pasos siguientes.

Para esto, llena un pad con tu tónico de confianza y aplícalo por toda la cara evitando el contorno de ojos. Existen algunas otras personas que prefieren aplicarlo directamente con la mano pues sienten aprovechar bien el producto, puedes hacer ambas cosas, sólo asegurate de que tus manos estén bien limpias.

3.- Tratar

Es importante poner un tratamiento sobre tu piel para darle vitaminas y algunas sustancias que pudieran hacerle falta. Los serums son ideales para este paso y existen para todo tipo de piel según tus necesidades.

4.- Hidratar

No importa si tienes la piel seca, mixta o muy grasa, este paso no lo debes omitir jamás, pues, si tienes la piel grasa el no hidratarla sólo hará que tu cuerpo emita más grasa. Simplemente tienes que buscar algún producto que sea ideal para ti. Puede ser aceite, crema o gel, pero nunca tu crema para el cuerpo. Para aplicar tu humectante, coloca producto con el dedo alrededor de tu cara, evitando el contorno de ojos y luego esparce hacia arriba gentilmente. Hidrata tus labios con un bálsamo labial.

5.- Proteger

Este es uno de los pasos más importantes de la rutina, uno que no puede faltar absolutamente nunca. Hay que proteger la cara con un bloqueador con un mínimo de factor de protección solar mínimo de 30 hasta llegar al 50.

Es importante que busques uno especial para la cara para que no deje rastros blancos ni se sienta en exceso grasoso. También es importante que, conforme avance el día, retoques el bloqueador. Esto puedes hacerlo con uno en spray.

Después de esto, maquillate como normalmente lo harías.

En las noches

Es importante repetir los primeros cuatro pasos de los que realizas en la mañana, sin embargo, es importante que en la noche hagas una “doble limpieza”, es decir, siempre utiliza agua micelar antes para retirar el exceso de maquillaje o bien un bálsamo con enjuague. Luego, lava como en la mañana.

5.- Ojos

En la noche es evidente que ya no debes proteger tu cara del sol, por lo que este paso debe sustituirse con una crema de contorno de ojos para ayudar a disminuir la ojera, reafirmar, y ayudar a descansar a la piel más sensible de nuestra cara. No lo apliques en el párpado móvil.

En este video, la beauty blogger conocida como The Urban Beauty, Paulina Florencia, habla sobre estos pasos y, lo más importante es que te hace algunas recomendaciones sobre productos de lujo que podrías utilizar. Échale un vistazo si quieres saber qué comprar, aunque lo mejor, es que también visites a tu dermatólogo al iniciar una rutina.

Write a Comment

view all comments

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: